El mentoring es una metodología o práctica destinada a potenciar el desarrollo de las personas a través de una transferencia de información y/o conocimientos; de una persona con mayor experiencia a otra que necesita de esa experiencia para aumentar sus competencias. La mentoría es una relación personal y profesional cada vez más utilizada, especialmente por aquellos emprendedores que o bien necesitan dar un giro a sus negocios ya iniciados, o bien se están abriendo camino en el sector del emprendimiento y requieren de ciertos conocimientos y apoyo para lograr sus objetivos.

Cada vez son más las empresas y profesionales que apuestan por la contratación de un mentor a la hora de afrontar cambios empresariales y de estrategia. Según información publicada en 2020 por National Post, el mentoring seguirá en continuo crecimiento durante los próximos diez años, un crecimiento que, sin duda alguna, se ha visto incrementado por la necesidad de muchas empresas y profesionales de adaptarse a la era digital, necesitando, en el proceso, a una persona con experiencia para un tránsito tan importante.

Pero, ¿cuáles son los beneficios del mentoring? Imagina que quieres emprender y te haces con los servicios de un mentor con el objetivo de diseñar una nueva estrategia y plan de negocio para tu empresa. Los beneficios de contar con una persona que te acompañe durante todo el proceso de cambio, te apoye y te ofrezca información de valor para sortear posibles complicaciones, son incontables. A continuación, algunos de los beneficios del mentoring durante el emprendimiento más destacados:

  • Incentiva y potenciar el desarrollo de las habilidades únicas de cada persona.
  • Acompañamiento y asesoramiento durante todo el proceso.
  • Favorece la salida de la zona de confort, y por tanto, contribuye a que el profesional en cuestión conozca otras realidades y se nutra de profesionales y herramientas diferentes.
  • Mejora la productividad y ayuda a que la confianza y la seguridad en uno mismo crezcan.
  • Acelera los procesos de cambio empresariales

Los beneficios del mentoring mejoran el entorno profesional y personal de los que aceptan la guía y las enseñanzas de una persona cualificada para ello. Con empatía y habilidad para motivar, el mentor favorecerá la consolidación de la marca y su confianza entre los usuarios.